Cinco mitos de negocios con China y Hong Kong

1. Es siempre mejor tener un socio local

No es más rápido ni más eficiente realizar el proceso de incorporación al asociarse con un Chino, al contrario es muy importante ser cauteloso en el momento que se quiera realizar una Joint Venture con un socio local.

Hay más sectores de la industria abiertos a la inversión extranjera en China. Sin embargo, la formación de una Joint Venture con un socio local es menos común por las posibles complicaciones, tal como la incorporación de la empresa, la contribución de capital y la resolución de disputas.

2. En Shanghai los procedimientos son más simples

Si bien es cierto que en la Zona Franca de Shanghai se puede realizar el registro de una compañía en tres semanas menos de lo normal; esta zona es sólo una prueba piloto. Está en una etapa preliminar y se desconoce su desarrollo futuro.

El gobierno chino lanzó medidas en 2014 para promover la economía y facilitar el acceso de inversiones. Desde el establecimiento de la Zona Franca de Shanghai, la ciudad ganó relevancia entre inversores. A pesar de las reformas e incentivos a la inversión extranjera, se deben analizar los detalles de cada negocio y los incentivos previstos. Es importante tener en cuenta que ésta no es la única zona franca, Shenzhen Qianhai y la zona Zhuhai Hengqin en la provincia de Guangdong, también invitan inversiones. Dada la integración entre esta región y Hong Kong, éstas últimas son dos oportunidades con alternativas interesantes.

3. Hong Kong es totalmente libre de impuestos

Si usted ha escuchado esta afirmación, asegúrese que se esté realizando el procedimiento correcto. Hong Kong funciona bajo el principio de territorialidad y es cierto que si el negocio no pasa por Hong Kong no paga impuestos. Sin embargo el gobierno otorga este status, al cual se le llama offshore. Es posible solicitarlo después de los 18 meses de haberse constituido la empresa, es decir, en el momento que se presente al gobierno la primera declaración de renta. Es un procedimiento largo y complejo que exige de asesoría profesional.

4. Hay que viajar a Hong Kong para abrir una empresa

Para crear una sociedad limitada en Hong Kong, la entidad legal más común, no requiere una presencia física. Por lo tanto no es necesario viajar hasta el enclave para establecer la nueva empresa.

Para la apertura de la cuenta bancaria se debe visitar la ciudad y entrevistarse con la entidad en persona.

5. China es complejo y riesgoso

Antes de convencerse con eso, pregúntese más bien cómo le vino la idea de hacer negocios con China. China tiene muchas similitudes con las jurisdicciones latinas cuando se trata de crear una compañía. Si usted se asesora correctamente podrá mitigar el riesgo y romper esa barrera cultural que parece frenar la expansión de negocios. Hong Kong es la clave para mitigar riesgos en China, ya que hay una serie de protecciones legales para contratos y propiedad intelectual.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *