Colombia y los grandes cambios en materia contable y Tributaria.

Firma colombiana, miembro de Allinial Global
Por:  Johana Valencia
Alfredo López Auditores y Consultores Empresariales

El proceso que vivió Colombia en todos los ámbitos, el cual es el resultado de la búsqueda del Gobierno Nacional por un sistema de aprobación internacional convirtiéndola en la mejor carta de presentación para ingresar Organización para la Cooperación y el Desarrollo (Ocde), reflejando que Colombia ejerce buenas prácticas y cuyas empresas tienen adecuados esquemas de gobierno corporativo, información y la administración de las compañías en sus estándares. Luego de siete años del proceso de adhesión del anterior gobierno, Colombia se convierte en el miembro número 37 donde refleja que alcanzamos altos estándares en las políticas públicas mundiales el 28 de abril del 2020.

Por otro lado, se requirió que las áreas contables sean más dinámicos y muy proactivos con temas de actualidad normativa contable y tributaria, este marco normativo género que los Contadores Públicos mejoraran  su perfil como profesionales y ser aún más competitivos, generado que cada año las compañías deban mantener actualizados a su equipo de trabajo, así como algunas consideraciones en particular del Gobierno y otros entes de gran incidencia como la Dirección de impuestos y aduanas de Colombia DIAN.  Ya que anteriormente no se veía la necesidad de tener una ruta a seguir en este campo, el mapa no estaba muy claro referente al cumplimiento del Decreto 2649 /2650, las disposiciones de cada uno de los entes reguladores y de control.

Debemos considerar que la adopción tanto de las NIIF nos llevó a implementar las NIA’s en Colombia que hacen parte de la evolución que nuestro país, ya que se requería activamente el desarrollo de un marco globalizado que hacen necesaria la estandarización de un lenguaje contable y financiero común para la elaboración de estados financieros. (Ley 1314 de 2009).

El reto real se encuentra en el proceso de transición del modelo latino al modelo anglosajón, determinar su adecuado direccionamiento con todo el impacto que para el país puede significar debido al involucramiento del Estado, las empresas y los profesionales que ejercen prácticas de Revisoría Fiscal de manera independiente a firmas consultoras de contadores, las cuales son reiteradas en el Decreto 2420 del 14 de diciembre de 2015, implican que los contadores, incursionemos en ámbitos más regulatorios y bajo un esquema más internacional.

Claro está que este mayor esfuerzo para los contadores colombianos se traduce en hablar un mismo idioma a nivel internacional que nos permite ser competitivos no solo a nivel local, sino fuera de nuestro territorio, además de que como revisores fiscales (figura solo aplicable en Colombia) se preste un trabajo de mayor calidad y de riguroso cumplimiento en términos normativos para la entidades Colombianas.

Debemos considerar que la adopción de las NIIF en Colombia hizo parte de la evolución de nuestro país en el marco de la globalización, caracterizada por los tratados de libre comercio, la apertura y el acceso a mercados internacionales que hacen necesaria la estandarización de un lenguaje contable y financiero generado un incremento en la prestación del servicio de la consultoría, aunque es necesario mencionar que paulatinamente este se ha disminuido, ya que en la actualidad solo se realizan consultorías soportes por las actualizaciones normativas  bajo NIIF. Referente a las NIA’s, en Colombia también se está comenzando con la aplicabilidad de la NIA 705, adelantado ya para algunos sectores, dada la importancia para emitir una opinión incluyendo un énfasis sobre el control interno, el cual podría abrir más oportunidades de negocios para otras áreas de servicio.

El ejercicio para los negocios presenta diferentes dificultades en nuestro país, dadas las circunstancias económicas y de orden social actual y también considerando que Colombia es un país con mayor participación por parte de las Pymes, sin embargo, es necesario continuar con el avance que se ha logrado de acuerdo con las reformas que hizo el país para llegar a donde está hoy, ya que han sido muy importantes para el crecimiento y desarrollo de nuestra economía. En la actualidad, el gobierno ha respaldado más de 34 reformas desde el 2006, según el Doing Business 2018 del Banco Mundial; y además, el gobierno sigue trabajado en la oferta de incentivos para la inversión extranjera y estabilidad jurídica para los inversionistas, aprovechando las zonas francas constituidas en la región, las cuales también tienen diferentes beneficios tributarios que pueden ser atractivos para futuros inversionistas.

Es importante también considerar que Colombia en la actualidad tiene como parte del programa de desarrollo económico impulsar las zonas que fueron afectadas por el conflicto armado, dado que se encuentra en Plan Nacional de Desarrollo que aborda las necesidades primarias del país, diseñado y ejecutado bajo un plan de acción para lograr el crecimiento continuo y la competitividad.

Johana Valencia: Contadora Pública de la Universidad San Buenaventura de Cali, con acreditación Internacional ACCA – Association of Chartered Certified Accountants para Normas Internacionales de información financiera NIIF. Actualmente, está realizando un Máster Universitario en Administración y Dirección de Empresas con la Universidad Europea del Atlántico en España, cuenta con más de 10 años de experiencia profesional en auditoria financiera, revisoría fiscal, evaluación de controles internos, implementación de contabilidad local e internacional (NIIF plenas, Pymes y NICSP).

Para mayores informes sobre este artículo puede  contactar a la firma Alfredo López y Cia Ltda:

ajlopez@alfredolopez.com.co

www.alfredolopez.com.co